Martes 28 Marzo 2017

Retrospectiva. Dueños de los medios de comunicación en Colombia, la noticia según ellos…

En el 2014 Poderopedia, una plataforma periodística coordinada por Consejo de Reacción presentó un informe sobre los dueños de los medios en Colombia. Algo parecido, pero en el 2015, fue el proyecto ‘Monitoreo de la Propiedad de Medios (MOM) que buscaba responder a las siguientes preguntas: ¿Quiénes son los propietarios de los medios de comunicación más importantes del país? ¿Qué otros medios tienen? ¿Y en qué otros sectores de la economía son activos?.

El informe da cuenta de quiénes los controlan, la historia de los propietarios. los ingresos obtenidos por pauta publicitaria y las relaciones con otros negocios diferentes al sector mediático, con lo cual se puede avanzar en una análisis de cómo la opinión pública está mediada por intereses de grupos económicos.

La investigación fue producto de un proyecto de monitoreo de la propiedad de los medios (Media Ownership Monitor, MOM), realizado por RSF junto con la Federación Colombiana de Periodistas (Felcoper).

Poderopedia como la iniciativa busca “promover la transparencia, rendición de cuentas y dar a conocer potenciales conflictos de intereses entre los líderes cívicos, de la política, negocios, empresas e instituciones”. Tenemos que advertir que la base de datos publica en http://apps.poderopedia.org/mapademedios/index/ no se pudo tener acceso, sin embargo varios medios de la época presentaron en resumen lo investigado por ellos

En resumen, los cinco dueños de los medios que más influencia tienen en Colombia son, como se publicaba por parte de Poderopedia:

1. El banquero:

De acuerdo con Forbes, Luis Carlos Sarmiento Angulo es el hombre más rico de Colombia (y el número 85 en el mundo), con una fortuna avaluada en 13.400 millones de dólares. Su riqueza se expande y fortalece a través del Grupo Aval (los cuatro bancos enteritos, con fiduciarias y empresas de financiación incluidas), e inversiones en sectores como la construcción (Construcciones Planificadas), infraestructura (Concesionaria Panamericana), energía e hidrocarburos (Promigas, Empresa de Energía de Bogotá, Gas Natural, Terpel), hotelería (Cadena estelar), minería (Mineros S.A.,) manufactura (Tesicol, Lehner) y agroindustria (arroz, sorgo, maíz, caucho, madera palma)... Todo, básicamente

Su plata se invierte en 16 publicaciones impresas: El Tiempo, Portafolio (de economía), Llano 7 días, Boyacá 7 días, ADN (que es gratis en cuatro ciudades), Don Juan, Aló, Motor... Canal El Tiempo, City Tv, CarroYA, Fútbol Red... Grandes tentáculos informativos.

2. Los niños ricos:

En el segundo lugar del podio, se encuentran Alejandro y Andrés Santodomingo, hijos del potentado Julio Mario, quien hizo carrera con los cimientos que dejó su padre en Barranquilla. La fortuna de ambos niños es de $4.400 millones de dólares. ¿Empresas? Bavaria, fusionada con Sab Miller, es la emblemática. Pero hay varias más: el portafolio bogotano (hay otro en Nueva York) llamado Valorem S.A. tiene el control de empresas como Decamerón, Supla, Ditransa, Gases del Caribe, Cine Colombia, Data IFX, Canal Clima, Virgin Mobile...

La plata va para la financiación de los siguientes medios: El Espectador (el segundo diario nacional en influencia), Cromos, Caracol Televisión (que les dio a los hermanos una jugosa ganancia de 760 mil millones de pesos el año pasado), Blu Radio y la revista Cromos.

3. El proveedor de gaseosa:

Sigue don Carlos Ardila Lülle (como le dicen algunos periodistas de RCN), el cuarto millonario colombiano en el orden del listado. Su fortuna nos llega a través de cosas simples, como bebidas: Postobón, Projugos, Central Cervecera de Colombia. También carros: Los Coches, Los Autos. A través de alimentos: Incauca, Ingenio Providencia, Ingenio Risaralda, Sotará. E incluso a través del fútbol: Atlético Nacional es de él.

Su fortuna financia OAL, una compañía que controla RCN Televisión (586 mil millones de pesos hizo año pasado), que se divide en internacional, novelas, Nuestra Tele, RCN Cine. También la cadena radial (189 mil millones de pesos), que llega a oídos de los colombianos con 12 marcas divididas en chicos y grandes. Y otras cuantas, como Win Sports, con Direct TV y Mundo Fox, o NTN24, exclusivo de noticias.

4. El ejecutivo de los medios:

A Felipe López Caballero el Partido Liberal le corre por la sangre: su papá fue Alfonso López Michelesen y su abuelo Alfonso López Pumarejo. No aprovechó tremendo papayazo que concede la política hereditaria de este país, pero sí se dedicó a consolidar la prensa liberal de forma provechosa: Semana, la revista de actualidad más leída, es suya. Y con ella las no pocas filiales que tiene para subsistir con gracia: Soho, Dinero, Jet-Set, Arcadia, Cocina Semana, 4 Patas, Decora Semana, a la par de los muchos publirreportajes que tiene la revista, y la unidad de negocios especializada que cubre los medios de Avianca, Ecopetrol, Pacific Rubiales. El increíble emporio pertenece, en su 89,5%, a la Sociedad de Administración de Inmuebles e Inversiones S.A.S. Ventas netas: 93 mil millones de pesos imprimiendo páginas. Octavo lugar en empresas mediáticas según el especial que él mismo hizo en la revista.

Aunque sus manos van más lejos: pequeñas participaciones (8,62% y 6,5%, nada menos) en Caracol Radio y Caracol TV.

5. La dinastía barranquillera:

Fuad Char (y sus hijos Arturo y Alejandro) es el dueño de la Organización Radial Olímpica, dividida en seis marcas radiales. Una de ellas, la popular Olímpica Stereo, es la emisora más escuchada del país, con más de tres millones de oyentes fijos. El año pasado la familia Char ganó, por cuenta de su emisora, la bicoca de 73 mil millones de pesos (14% más que en 2013), y Olímpica es también (si ya lo sospechaba) la farmacia y el almacén donde usted compra cosas del día a día. Sus ingresos de 2014 fueron 4 billones de pesos.

El proyecto del ‘Monitoreo de la Propiedad de Medios (MOM) dibujó el panorama así:

 

viaradio

Vía TV

Para Ver

x

cuartavia play store

Festiweb