Sábado 27 Mayo 2017

Por Joseph Roenes Galvis. En el marco de las festividades de la Virgen de la Candelaria

Aparte de cualquier polémica por tema de diseños gráficos, ese fue el debate planteado en redes sociales sobre el diseño del afiche de Magangué Fest y el uso de la imagen de la virgen de la Candelaria, y del logo tipo utilizado de las fiestas muy parecido en concepto con el logotipo de las fiestas de Sincelejo, es conveniente ahondar un poco más en el fondo de nuestra identidad cultural, y como ella puede generar cohesión social.

Los eventos que potencialicen el nombre de una ciudad, deben diseñarse con una visión clara en ese concepto, lo digo porque se percibe que Magangué Fest pareciera una actividad más de corte privado, que con ganas de proyectarse hacia el arraigo popular.

No entiendo como los artistas locales que merecen un reconocimiento especial y ser, precisamente para estas fiestas, los que mayor proyección tenga, queden haciendo ellos una convocatoria para realizar un evento independiente de Magangué Fest.

La verdad estoy confundido con este tema de las fiestas de la Candelaria, por un lado está la programación religiosa, por otro esta la organización de Magangué Fest y por otra un ambiente de exclusión que ha motivado a los artistas a montar espectáculo gratis.

Precisamente esto es el reflejo de lo que ha sucedido en Magangué por largos años, no hemos podido generar un ambiente donde tengamos clara la visión de que es lo queremos, donde defendamos unidos una idea, sea de quien sea la idea, y donde se construyan las bases para que la gente sienta empoderamiento de las cosas al nuestro alrededor.

No discuto nombres o polémicas sin fondo, discuto que el antagonismo que vamos produciendo es lo que se refleja como ciudadanía, craso error.

En materia cultural tenemos casi que empezar de nuevo, porque no hemos hecho nada racionalmente, bandazos de acciones o eventos motivados por el diario vivir, la corrupción y por el contexto politiquero del asunto.

Los eventos de identidad cultural no se miden por las ganancias o por el número de eventos a realizar, se miden por el impacto positivo y valoración de pertenencia ciudadana, eso manteniendo los contextos sociales y el respeto a las tradiciones.

Veo con buenos ojos que la administración municipal este presta a participar del mismo, ponga un sello de distención e intente una dinámica diferente a esta celebración de la Candelaria, pero insisto falta la ambientación estratégica de una actividad que busque el posicionamiento social, cultural y tradicional de la mano con la gente.

O puede ser que me falte información para hacer la valoración del mismo, pero escribo lo que siento y lo que percibo para proponer un debate sano donde nuestra ciudad muestre un escenario diferente a todos los errores que hemos cometido, que de paso ya han sido bastante y creo suficientes.

Magangue Fest no le es permitido terminar siendo un evento de cuatro años, ni enclaustrado en unas actividades desligadas del sentir popular, me disculpan si el concepto es el que yo creo, sino no es, está bien lo que están haciendo.

 

viaradio

Vía TV

x

cuartavia play store

Festiweb