La Cuarta Via

En el 2022 un asteroide podría impactar la Tierra, así se planea desviar su curso

En la Cuarta Vía

Los asteroides Didymos A, que mide aproximadamente 780 metros de ancho, y Didymos B, que mide 160 metros, son constantemente analizados por la National Aeronautics and Space Administration (NASA).

Esto producto de la “poca” distancia que tienen a la Tierra y, además, porque puede ser una oportunidad única. Y es que el organismo planea desviar, por primera vez, la trayectoria del asteroide.

La NASA tiene interés en lanzar el Proyecto DART, el cual impactaría al cuerpo B para cambiar su órbita y probar la viabilidad de la desviación del asteroide.

En ese sentido, la tarea está enfocada en desviar su trayectoria unos 0,4 milímetros y sacarlo de su órbita sin destruirlo y que genere una lluvia de piedras.

El director de Investigación del Observatorio de la Costa Azul de Francia, Patrick Michel, comentó que “este no es el primer impacto de una nave espacial en un cuerpo planetario (…) la sonda Deep Impact se estrelló contra Tempel 1 en 2005, pero no para tratar de desviarlo, sino que para exponer material del subsuelo”.

Ante aquello, esta misión serviría para ver si la técnica se puede replicar con asteroides más grandes.

Respecto a la peligrosidad de Didymos B, está considerado dentro de uno de los de más fácil rastreo, pero de igual manera resulta de preocupación para las autoridades.

El impacto podría ocurrir en octubre de 2022 y el asteroide pasaría, relativamente, cerca de la Tierra. A 11 millones de kilómetros del planeta.

Bennu, otra preocupación para la NASA

El asteroide Bennu también es monitoreado por la NASA. De acuerdo a estimaciones científicas, tiene entre 1 y 2.700 posibilidades de estrellarse con nuestro planeta en algún momento del siglo XXI.

Por lo mismo la NASA puso en marcha un plan para intentar desviarlo y evitar todo peligro.

En ese sentido, desde el organismo enviaron un artefacto de seis metros de largo, denominada “OSIRIS-Rex”, que tiene como objetivo recoger algunas muestras y volver a la Tierra para poder analizarlas.

¿Por qué la preocupación por Bennu?

De acuerdo a distintos reportes, como los que entrega Muy Interesante, el asteroide Bennu golpearía la Tierra con una fuerza de 1.200 megatones de energía cinética. Cosa que es similar a que exploten 80 mil bombas de Hiroshima.

Situado, actualmente, a unos 300 mil kilómetros, el asteoride posee un tamaño de poco más de 380 metros.

Por lo mismo, la tarea de la NASA está contra el tiempo. Los investigadores estiman que el asteroide podría impactar el planeta el 25 de septiembre de 2135, una fecha que muchos ven como no tan lejana.

Quizás te interesa...

desde mayo espera...

Click to inspect, then edit as needed.

Click to inspect, then edit as needed.

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *