La Cuarta Via

Ganaron las calumnias y las ofensas, perdieron las propuestas serias para Magangué

En la Cuarta Vía

Por Joseph Roenes Galvis

Si nos atenemos que Magangué es un espejo de lo que pasa en Colombia, entonces la vaina está complicada, en lo transcurrido de este periodo electoral de todo se ha hablado menos de propuestas serias que nos clarifique la visión de desarrollo que necesita nuestro municipio.

Las redes sociales se volvieron en el nuevo campo de batalla para la ofensa, descredito, calumnias, y cuanto propósito destructivo se imaginan, una que otra publicación para resaltar algo, pero campañas más perecidas a mostrar reinados de belleza que aspirantes a dirigir los destinos de una población, cero creatividad, cero espontaneidad, cero pasión, cero debate, cero sueños de la ciudad que todos queremos.

Este debate electoral, tiene un gran componente de tragicomedia, un ambiente oscuro con protagonistas y antagonistas, llamadas, videos, grabaciones, amenazas, destrucción, y todos los elementos que le permiten inducir al ciudadano pocos elementos para decidir por el mejor, más bien estar al lado del que cree el menos malo o el que representa de alguna forma sus intereses.

De verdad me quede esperando la razonabilidad de las propuestas y el estilo de gobierno de quien será nuestro próximo mandatario, es de alguna forma tener un poco la certeza de quien va a dirigir las decisiones de los próximos cuatro años, no es que sea una norma o una regla de tres simple, la reciente historia de Magangué así lo dice, quien creemos el mejor resulta el peor, de quien creímos ser el malo resultó un buen paliativo, bien aplica el refrán que “mejor malo conocido que bueno por conocer”, pero de todas formas, si era bueno conocer un poco lo que había en la cabeza de estos candidatos y candidata; pero les soy sincero, leí los programas de gobierno y aun así el sinsabor queda.

Pero lo que está pasando no es una situación particular de nuestro municipio, diría que hace parte de hermenéutica de la política, y como se concibe está con el apego del ser humano por el poder, algo que describió muy bien Maquiavelo; ahora las nuevas tecnologías y el fácil acceso a la comunicación hace que retumbe mucho más la ambición canibalística del ser humano; bueno, tenia que reconocer este aliciente, para no vernos como el caso perdido de la política colombiana.

¿Sera que cada cuatro años estaremos hablando de lo mismo?, es muy posible, pero también existen alternativas de que no sea de esta forma, este tipo de situación irremediablemente va a existir, lo que hay que hacer es trabajar con determinación el tiempo necesario para que la ciudadanía puede sentir confianza en sus candidatos y los nuevos proyectos políticos; es decir, creo que también la forma como la dirigencia o líderes de opinión están asumiendo los retos electorales nos están llevando a estos malsanos ambientes.

Se parte de la improvisación, de creer que la política solo se determina con el calendario electoral y el signo peso, de falta de liderazgos políticos y no politiqueros, de trabajar proyectando un modelo, una forma y una idea que la genta la asuma como propia, y eso se hace con tiempo, no jugando a ser los mesías, así la gente no siente empatía con nadie y con nada, solo con el interés y el dinero, ahora, este último al final será el que se imponga en gran parte del territorio colombiano, ¡que mal estamos!.        

Quizás te interesa...

desde mayo espera...

Click to inspect, then edit as needed.

Click to inspect, then edit as needed.

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Quieres contactarte?
La Cuarta Vía
Hola, ¿en qué podemos servirte?