La Cuarta Via

Gustavo Petro en la ONU: “No hay paz total sin justicia social, económica y ambiental”, segundo análisis

En la Cuarta Vía

Por: Hubert Tarriba (Zoot, Esp.)

Siguiendo con el análisis propuesto del discurso del presidente Gustavo Petro ante la ONU, presentó la segunda parte del artículo.

Lea el primer análisis AQUI

Ahora me voy a referir a los compromisos para frenar la crisis climática, el Acuerdo de París es un tratado internacional sobre el cambio climático jurídicamente vinculante. Fue adoptado por 196 Países entre ellos Colombia en la COP21 en París, el 12 de diciembre de 2015 y entró en vigor el 4 de noviembre de 2016. Su objetivo es limitar el calentamiento mundial a muy por debajo de 2, preferiblemente a 1,5 grados centígrados, en comparación con los niveles preindustriales. Para alcanzar este objetivo de temperatura a largo plazo, los países se proponen alcanzar el máximo de las emisiones de gases de efecto invernadero (Entre ellos el CO2 emitido por los combustibles fósiles como el petróleo), lo antes posible para lograr un planeta con clima neutro para mediados de siglo.

Voy a citar algunas cifras sobre afectaciones producidas por el cambio climático; Según la OMS entre 2030 y 2050 el cambio climático causará unas 250.000 muertes adicionales cada año. Daños en la salud que serán entre US $ 2000 y US $ 4000 Millones cada año de aquí hasta el 2030.

Amenaza con deshacer los últimos 50 años de progreso en materia de desarrollo, salud mundial y reducción de la pobreza. Los cambios bruscos de temperatura han provocado 5 millones de muertes en los últimos 20 años, contaminaciones de todo tipo cifra unos 9 millones de muertos hasta el año 2015. Por la falta de acceso al agua potable 1.4 millones de muertos. Contaminación atmosférica entre 6 y 7 millones de muertes prematuras.

Para responder los compromisos en materia de Crisis climática también planteo la siguiente pregunta, ¿Cuándo debemos iniciar la transición desde los combustibles fósiles a las energías limpias si las metas se encuentran establecidas para la mitad de siglo y es apremiante por todas las vidas que se están perdiendo?

Lo otro, los colombianos somos los guardianes que conservamos la selva amazónica Colombiana, según el exministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible 2018, Ricardo Lozano; “desde el 2015, año en el cual se suspendió la aspersión aérea, se evidenció entre 2016 y 2017 un crecimiento de cerca del 40 por ciento del total de la deforestación, y del 30 por ciento de hectáreas deforestadas asociadas a cultivos de coca, pasando de tener 38.391 hectáreas deforestadas en el año 2015 a 47.463 hectáreas en el año 2016 y 49.416 hectáreas en 2017 por esta misma causa“.

Sí evaluamos las palabras de nuestro presidente ante la asamblea de la ONU, donde se refiere a la Selva Amazónica; “nada más hipócrita que el discurso para salvar la selva, la selva se quema, señores mientras ustedes juegan a la guerra, la selva el pilar climático del mundo desaparece con toda su vida, la gran esponja que absorbe el CO2 Planetario, se evapora, la selva salvadora, es vista en mi país como el enemigo a derrotar como la maleza a extinguir, el espacio de la Coca y de los campesinos que la cultivan porque no tienen más que cultivar”. En otro aparte dice: “La Selva Amazónica emana oxigeno planetario y se absorbe el CO2”. Aquí hay algo que debemos analizar, que solo con el presupuesto de los colombianos cuidamos la Selva Amazónica Colombiana y además el área que ella ocupa es solo de conservación y la no explotación de su suelo por lo que no podemos expresar al máximo su potencial económico, si lo miramos desde la explotación de la tierra, mientras que su servicio ecosistémico beneficia al mundo entero.

Por lo tanto, surge otra pregunta, ¿está usted de acuerdo que el presidente solicite ayuda a los países del Mundo para cuidar la Amazonía Colombiana, ya que el mundo se beneficia de ella?, y para aquellos países con los cuales tenemos deudas, ¿Por qué no ceden los recursos de la deuda externa de Colombia para poder utilizarlos en el cuidado de la selva?

También quiero citar las inoportunas expresiones de la oposición donde manifiestan que el discurso fue una vergüenza y salido de contexto energético. A los que se les responde con la intervención de presidente Baiden de los Estados Unidos en esta asamblea de la ONU. En su discurso manifestaba; “la relevancia de cumplir con las tareas de la crisis climática mundial y ratificaba el compromiso de su gobierno, donde aprovechó para anunciar un proyecto de ley que su gobierno radicó, donde harán una inversión por más de 369.000 millones de dólares para controlar el cambio climático, lo cual será para inversiones en energía solar, promover vehículos eléctricos, aumentar la eficiencia energética, apoyar la fabricación limpia, con lo cual alcanzarán a disminuir las emisiones en 1 Giga tonelada hasta el año 2030”.

Además, agregaba que ofrecerán a través de cooperación 11.000 millones de dólares para el financiamiento internacional para ayudar que los países cumplan con sus compromisos climáticos y velar porque haya una transición justa en el sector energético, donde la clave será ver como personas en los países vulnerables se adaptan al cambio climático y crean resiliencia, además agregó que no tenemos tiempo que perder, todos sabemos que estamos ante una crisis y ya nadie lo pone en tela de juicio.

Resaltamos lo anteriormente expuesto debido a que Estados Unidos en gobiernos anteriores había sido el mayor critico en el mundo de la lucha contra el cambio climático y hoy es un gran aliado en esta lucha, que no desconoce este gran problema que hoy tiene la humanidad, mientras que la oposición política en Colombia y quienes apoyan la economía extractivista y algunos medios de comunicación están poniendo en tela de juicio el cambio climático y peor aún desconocen la importancia de iniciar la transición energética en nuestro país.

Quizás te interesa...

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

queremso conocer tu opinión

Entra y deja conocer tu opinión acerca de los temas públicos más relevantes en este 2021en Magangué, espera el especial el próximo 16 de enero