La Cuarta Via

Inhabilidad y perdida de investidura de Karina Espinosa

En la Cuarta Vía

POLITICAZOS. De Joaquín Romero Calle

Pildoritas Regionales.

El círculo de lectores, amistades muy cercanas que tenemos en Galeras, Sucre, nos hicieron conocer ayer, publicación de El Meridiano, suscrita por un prestigioso abogado de la capital de ese Departamento, Inocencio Meléndez, respaldando conceptualmente, las demandas electorales, que cursan en contra de la elección como Senadora, de Karina Espinosa, hermana del gobernador Héctor Olimpo Espinosa. Acciones judiciales, que persiguen inhabilidad y pérdida de investidura.

El interesante estudio, que coadyuva periodísticamente, los contenidos de las demandas, no hace variar nuestro criterio sobre ese particular, ya expresado aquí. El empleo de gobernador, no crea inhabilidad a aspirante al Senado, pariente de aquel, en segundo grado de consanguinidad, por la simple razón, de que el constituyente, así lo quiso, al imperar, que el impedimento, ocurre, frente a situaciones de la misma circunscripción electoral.

La Senadora, es electa, en circunscripción nacional, mientras que el cargo de gobernador, pertenece a la órbita de circunscripción departamental. Para nosotros, si la relación fraterna, con el gobernador, no inhabilita, menos en el de Presidente de la Federación de Departamentos, en donde no es funcionario con autoridad, ni política ni administrativa.

Filosófica y jurídicamente, es imposible la transición que otorgan las demandas, a la figuración misional del Gobernador, en la Federación de Departamentos. La Presidencia de esta Federación, no es empleo público, porque tal entidad, no forma parte de la estructura orgánica del Estado. Luego, ese Presidente, ahí, no es funcionario que presta su servicio personal al Estado. Eso impide, la conformación de la inhabilidad pregonada, por el demandante y por el avalista periodístico.

La Federación Nacional de Departamentos, en síntesis, es una persona jurídica, sometida al derecho privado; así lo expresan sus estatutos; curiosamente, hacen parte de aquella, los gobernadores, no las gobernaciones, como entes territoriales. Y no cumple funciones públicas. Puede ser contratada, para cualquier gestión o servicio.

VERANO DECEMBRINO PARA MAGANGUE.

Tal parece, que efectivamente, noviembre, se fue con sus diluvios dañinos. En Barranquilla, por ejemplo, estamos viviendo los tiempos climáticos de siempre; las tremendas brisas de diciembre, sin grifo celestial abierto. Aunque la amenaza, la ha habido. Se oscurece la tarde, sin embargo, no cae la precipitación lluviosa. Buena noticia, sobre todo, para los contratistas de obras públicas, que trabajan bien, de buena fé, con sentido ético y responsabilidad social.

Lamentablemente, hoy día, esas características brillan por sus ausencias. Son excepciones, quienes ejecutan a cabalidad, sus compromisos contractuales y profesionales. Para quienes actúan de mala fé, la circunstancia del verano, les pone en dificultades, pues, quedan forzados a cumplir, ante la falta de causa para justificar el no inicio, inicio y no conclusión o conclusión imperfecta de las obras.

El Río Grande de la Magdalena, según mediciones dadas a conocer, está bajando su caudal, cesando la creciente y por consiguiente, retirándose las aguas a su cauce normal. Y ahora sí, las soluciones. Concretamente, en Magangué, barrio Girardot y la Avenida Colombia. La primera, en riesgo de desaparecer, por efectos del crudo invierno y la inundación causada por la corriente fluvial. La segunda, en peligro de no construirse, por hechos que no han sido suficientemente explicados a la opinión pública.

Afortunadamente, esta última, ya avanza y probablemente, entre a complementar la red vial que venía interrumpida, desde hace varios meses. Obvio, que el verano, cubre a todo el territorio nacional; el título, porque quisimos concretarnos, específicamente, a lo acontecido en el puerto carvajalino.

La cuestión moral de la contratación pública, a la cual nos hemos referido, en notas anteriores, quedará para futura ocasión.

PALMA DE VINO CON MINISTRA A BORDO.

Es una planta, con diversos usos, propia de regiones indígenas en América, desde sur de México, hasta límites con la Amazonía. Esto informa por internet, el señor que todo lo sabe: Google. Sabemos de su cultivo y existencia, en sectores sabaneros de Bolívar y de Sucre. Probamos su vino, hace años, en Camilo Torres, corregimiento o barrio del Municipio de Magangué. Fabricación casera. Y sabemos que la hay -palma- en Galeras, Sucre.

Palma de Vino, así, con mayúsculas, por ser nombre propio, es una conjunción de espíritus creadores de arte y fomentadores de cultura, que se ha constituido en dicho ente territorial, para hacer gestión, para continuar engrandeciendo estos símbolos de trascendencia sociológica, en la comunidad de dicho poblado. Es una colectiva -asi la llaman sus integrantes- que tuvo bastante actividad en el fín de semana que acaba de pasar.

Apuntándosele a un programa diseñado desde el Ministerio de las Artes y la Cultura, denominado Estallido Cultural, ofrecieron a los galeranos, diversas manifestaciones de arte individual o de equipo, para recreación de grandes y chicos. Y tuvieron compensación publicitaria, no sólo por los asistentes a los actos, si no, también, por la presencia de la ministra de dicha cartera, Patricia Ariza Flórez.

Cuadros vivos, gaitas, comparsas, gastronomía, cuentos y todo lo que pudo haber tenido resonancia, como un Estallido de verdad, de las incidencias de la Cultura, en el ambiente pedagógico y permanencia de costumbres y hábitos autóctonos y típicos de la región sabanera, en la cual, se enclava Galeras. Risa, fiesta y alegría, en el ámbito de celebración de Palma de Vino.

Mientras que, hay que tristeza, soledad infinita, en el escenario señalado por la Alcaldía Municipal, para una muestra artística, en honor de tan ilustre visitante, la Ministra de Cultura. Acompañaba, el señor Gobernador del Departamento. Los comunicadores espontáneos, que informan por redes sociales, de inmediato reseñaron, la pobreza anímica de tal reunión. Calificando el hecho, como rechazo al “no han hecho nada”, de Gobernador y Alcalde.

El pobre bullicio en la Casa de la Cultura, habrá que confirmarlo, si contablemente, como egreso y afectación del presupuesto municipal, aparece en límites ínfimos o si por el contrario, goza allí, de amplísima riqueza monetaria, como gasto artístico, para que las artes y la cultura galeranas, alcancen altos grados de perfeccionamiento.

Ojo pues, a la rendición de cuentas. Y sería buena también, que se despejasen conjeturas, con respecto a la elección de Secretario del Concejo Municipal. Nos ha llegado noticia, de que a un concejal, le soltaron un millón ($1.000.000) de barras y quinientas mil ($500.000) a otro, para sus votos eleccionarios. Hay polémica, en torno a una presunta inhabilidad del postulado o elegido. No sabemos aún.

¿Será verdad, lo del billete, para comprar esos votos? ¿En municipio de sexta categoría, cabe corruptela de ese orden?

Un destacado grupo de ciudadanos y algunos concejales, están proponiendo, audiencia de auditoría social, a la rendición de cuentas, del mandatario municipal. Se analizan los pormenores de tal acontecimiento fiscalizador comunitario. Dicen los promotores del asunto, de que ya se está sabiendo, de que hay compras de casas, casa finca y rodantes, con los simples salarios.

Quizás te interesa...

Knowledge Science Archives

If you’re a fresh graduate, make sure to include any internships, personal initiatives, open-source contributions

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

queremso conocer tu opinión

Entra y deja conocer tu opinión acerca de los temas públicos más relevantes en este 2021en Magangué, espera el especial el próximo 16 de enero