La Cuarta Via

Maestros de la distracción

En la Cuarta Vía

Columna de Opinión de JJ Rubiano * DESDE LA ORILLA DEL MAR

No me cabe duda que muchos de los integrantes de la clase política colombiana son unos verdaderos maestros de la distracción, que se encargan siempre de buscar la manera de lograr desviar la atención de los colombianos, de los verdaderos y graves problemas que vive la nación y de los cuales ellos son los actores principales.

 Y no lo digo solo por el hecho de crear polémica con los defensores de esas colectividades que tanto daño le han hecho al país con sus actos de corrupción, por todos conocidos y en los cuales ellos siempre ha estado inmersos de una u otra manera.

Aclaro que no todos los políticos son corruptos, pero si la gran mayoría de ellos.

A continuación les presento una exegesis de esos últimos hechos en los que queda demostrado que se generó una sospechosa distracción para cambiar la atención de los colombianos sobre un hecho verdaderamente relevante.

Cuando se citó al fiscal general de la nación para que respondiera ante el congreso sobre sus vínculos con el grupo Aval (de la cual fue su asesor jurídico) inmerso a través de Corficolombiana en delitos de corrupción con Odebrecht, y donde todo demostraba que no era ética su actuación; de manera sorpresiva se hace público en esa sesión un video en donde se muestra al ex candidato Petro recibiendo una bolsa de dinero. Ahí en ese instante y cuando no era el escenario ni el momento preciso, se desvió la atención de los colombianos, que de manera automática cambiaron el “chips” y colocaron sus ojos en algo que siendo delicado no debió nunca sepultar la gravedad de las denuncias contra el Fiscal.

Sin pertenecer a la izquierda ortodoxa de este país, ni mucho menos a la derecha recalcitrante, si resulta muy sospechoso que en menos de veinte días el órgano investigador ya había resuelto el caso informando quien, como, donde y cuando se realizó este acto de corrupción.

Muy buen trabajo, ¿pero porque no sucede lo mismo con otras investigaciones como masacres de los paramilitares en diferentes sitios del país de las cuales no hay ningún resultado y duermen el sueño eterno en los despachos judiciales clamando justicia? ¿Habrá un sesgo político o ideológico en las investigaciones del ente judicial?

En medio de la preocupación de los colombianos ante el gravísimo hecho del daño ecológico y ambiental causado por la represa de Hidroituango y la tensión existente por su posible ruptura que podía causar una catástrofe de incalculables pérdidas humanas, se decide desviar la atención de los colombianos al conflicto interno que vive el hermano pueblo venezolano, hasta el punto que hoy, nuestro gobierno, es el líder en América de este proceso de la restauración de la democracia en Venezuela. Ahí se desvió la atención de los colombianos ante el inminente uso del suelo colombiano para una invasión al país hermano, Hidroituango quedo en un segundo plano.

El más reciente acto de distracción consistió en ponernos a hablar y rechazar  los comparendos de las empanadas que consumimos los colombianos en las calles de cualquier ciudad colombiana, mientras que por detrás y sin tanta bulla buscan  objetar o acabar con  la Ley Estatutaria de la JEP, columna vertebral de los acuerdos de paz. Como quien dice acabar con los acuerdos de paz y que volvamos a la guerra.

La verdad son unos verdaderos maestros de la distracción,  por esos me ratifico en que nosotros nos merecemos el país que tenemos, porque fuimos y somos quienes por medio del voto los llevamos a donde están.

*Consultor y Asesor Político, Imagen y Comunicaciones

Y Organización de Campañas Políticas Electorales

Email: jjpipo973@yahoo.com

Quizás te interesa...

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

queremso conocer tu opinión

Entra y deja conocer tu opinión acerca de los temas públicos más relevantes en este 2021en Magangué, espera el especial el próximo 16 de enero