La Cuarta Via

Ojo con el trago chimbo, varios muertos en el país por intoxicación con licores adulterados

En la Cuarta Vía

Un reporte de la Secretaría de Salud de Bogotá dio cuenta que en los primeros días de diciembre se han intoxicado 15 personas por consumo de licores adulterados. Sin embargo, para siete de ellos la historia no terminó bien, pues perdieron la vida luego de consumir un trago en específico: el famoso Rey de Reyes.

Este aperitivo de aguardiente se comercializa a muy bajo costo en alguno lugares de la ciudad y, según la investigación de la Secresalud, contiene altos grados de metanol, un componente químico que no es apto para el consumo humano y que puede generar ceguera, estado de coma y, como en estos casos, fallas respiratorias y la muerte.

Pero, ¿de dónde salió el Rey de Reyes? EL TIEMPO consultó a algunos comerciantes de licores del centro de la ciudad y contaron que esta es una bebida que circula en el “mercado negro” del sector, que no se encuentra en todos lados y que es comercializada, por lo general, en las calles por los famosos revendedores. Uno de ellos señaló que era de preparación artesanal y que se hacía “en las casas”.

Según contó este hombre, el Rey de Reyes, que según su etiqueta es elaborado y envasado por una empresa llamada Vinicola Los Reyes Ltda, se vende como un aperitivo de aguardiente o ron, en presentación de 357 mililitros con una concentración de 19,5 por ciento de alcohol y tiene un costo que varía entre los 10.000 y los 20.000. “dependiendo de quien lo venda y a quien se lo vendan. Incluso, muchos habitantes de calle lo compran hasta por 7.000 pesos”, señaló.

Cuando se realiza la búsqueda del lugar donde se producen estos licores, que según la autoridades están adulterados, el mapa de búsqueda arroja una vivienda ubicada en la localidad de Kennedy en la Calle 36 A Sur, muy cerca de una zona de fábricas de plásticos, pinturas, empresas de ingeniería, vidrios y artículos para construcción. EL TIEMPO intentó comunicarse con la empresa en los números que aparecen en su descripción, pero no encontró respuesta.

Ahora, esta no es la primera vez que el Rey de Reyes hace de las suyas, desde el 2020 las autoridades ya venían incautando varias unidades de este líquido, el cual en su etiqueta dice que tiene registro Invima. Lo cierto es que no cuenta con ese aval. La mayor cantidad de estos hallazgos se han hecho en bodegas clandestinas ubicadas en el sector de Patio Bonito y María Paz, en Kennedy; una zona aledaña a la vivienda donde supuestamente se elabora el licor adulterado.

Quizás te interesa...

¿Quieres comentar la nota?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

queremso conocer tu opinión

Entra y deja conocer tu opinión acerca de los temas públicos más relevantes en este 2021en Magangué, espera el especial el próximo 16 de enero